La entrada anterior explicaba cómo utilizo algunos cultivos como secundarios en muchos de los bancales, para que acompañen a los cultivos principales. En este cuadrito los cultivos principales aparecen en mayúsculas y los acompañantes en minúsculas dentro de unas flechas que representan el tiempo que están en el terreno.

Solapamientos

Dale al botón derecho para ampliar la imagen

Las liliáceas como cebolla, puerro y ajo son muy fáciles de usar como acompañantes por lo poco que ocupa su parte aérea y porque sus necesidades son muy distintas a las de las solanáceas, por ejemplo. En el cuadro se ve cómo tanto el puerro como la cebolla están presentes a lo largo de todo el año en el terreno, en distintas fases de crecimiento, incluso simultáneamente. En estas fotos se ven las cebollas en tres fases distintas de crecimiento en este mes de abril.

Los ajos los pruebo este año como cultivo acompañante, pero creo que irán bien si consigo que el suelo esté bastante mullido aunque los plante algo alejados de la manguera.